La Voz de la Sierra

Noticias de la Sierra de Madrid

Una de las aspirantes de la oposición de Collado Villalba: «Me marché porque no había transparencia»

Las presuntas irregularidades en la oposición que provocó la retirada de competencias de Bernardo Arroyo y, posteriormente, la salida de Ciudadanos del gobierno municipal de Collado Villalba sigue dando que hablar. El Ayuntamiento denunció la presencia de un cargo de Ciudadanos en reuniones preparatorias (Francisco Santandreu, el cesado director de RRHH del consistorio) y la vinculación de este con una de las opositoras.

Dulce, otra de las aspirantes al puesto, apuntala esta versión. En declaraciones a SER Madrid Sierra, ha reconocido que abandonó el proceso porque «parecía que la plaza ya estaba dada». «Me sorprendió que solo había tres aspirantes, que éramos Miriam, Paloma y yo. Y, claro, yo estaba sorprendida porque me pareció muy poca gente», señaló, en alusión al elevado número de personas que se concurren a estos exámenes, máxime cuando la plaza apareja un salario tan atractivo y elevado.

La opositora vio desde el primero momento actitudes desconcertantes. «Estando allí en la puerta esperando la llamada, salió un señor trajeado y saludó a Paloma. Afectuosamente le tocó el brazo y a mí me llamó bastante la atención… tanto que le pregunté ¿Pero este señor quién es? ¿Tu padre? y me dijo No, no, no… es un conocido. Y salió de la sala donde estaba reunido el tribunal», relata Dulce.

La secretaria, al presidente: «este señor no puede estar aquí»

Tras ese primer examen, que las tres aprobaron, en la segunda prueba las opositoras presenciaron una discusión entre Beatriz, la secretaria de la oposición, y el presidente del tribunal. «Ella le decía a él mira es que este señor [Santandreu] no puede estar aquí y le respondió que la lectura es pública, a lo que ella replicó que la lectura es pública pero no la reunión previa», cuenta la entrevistada.

La situación anormal y la tensión provocaron que Dulce abandonara la prueba. Según sus propias palabras, «me puse nerviosa porque vi que no había nada de transparencia. Entonces me sentí mal y dije mira, me voy a parchar, para qué voy a estar aquí sufriendo porque es una prueba complicada y […] al ver que no había igualdad y que había algo raro… lo di por perdido». Meses después, cuando el presunto amaño de la oposición saltó a la prensa, ella ató cabos. «Me llama la atención que no haya transparencia, igualdad y capacidad en una prueba de una administración pública, como es un ayuntamiento», sentenció.

Responde a los ataques del presidente del tribunal

El presidente del tribunal de la oposición, que estuvo presente en el acto de Ciudadanos de esta semana, comentó que una de las aspirantes se retiró porque le superaba la situación y la dificultad de las pruebas, en alusión a Dulce. Ella aclara que no fue así, ya que ese tipo de pruebas estoy acostumbrada a hacerlas. Yo estoy estudiando para técnico y me presento a muchos ayuntamientos, de hecho en otros municipios también he quedado finalista, y no me marché porque me parecieran muy duras las pruebas» apunta a otros motivos para su retirada: «Lo típico que pasa en algunos municipios, que la plaza parece que está dada»